ST. MORIZ SELF TANNING MOUSSE-MEDIUM

En el trabajo teníamos un evento por la tarde-noche para el que quería ponerme un vestido y, entre que no me gusta pasar horas tumbada bajo sol e iba aplazando la compra de un auto bronceador, me estaba quedando sin tiempo para broncearme. Justo dos días antes del evento me fui corriendo a comprar St. Moriz Self Tanning Mousse. Elegí precisamente este porque el de St. Tropez me parece muy caro y vi un video en YouTube explicando que no había mucha diferencia entre uno y otro.

No he probado ningún producto de este tipo desde hace años, así que ¡a aventurarse!


Tengo el tono de piel clarita, pero no excesivamente y este año, no tomé el sol. En la foto de abajo, es el color que consigo con solo una capa. Para que no fuera tan "artificial" elegí el tono medium

Para ser la primera vez, me ha resultado bastante fácil el uso, aunque inicialmente no compré el guante aplicador que ofrece la misma marca (por las prisas). Pensando con qué aplicarlo, se me ocurrió la idea de utilizar ¡un sujetador!. Tenía uno liso de algodón y lo iba a tirar; con él la aplicación ha sido tremendamente sencilla. Aunque asta más producto que si se utiliza con el aplicador, me salvó en aquel momento :)


Al final vi que no me quedaba ningún otro sujetador para tirar :P y compré el guante aplicador también. Aunque lo aplica de fábula, me parece caro, 6€. Hay que lavarlo después de cada aplicación para que nos dure mucho tiempo.

Bien, llegamos a la parte más entretenida. La aplicación.

Lo aplico, dependiendo de la intensidad que quiera, cada tres días. Antes de cada aplicación lo que hago es exfoliarme con el guante exfoliador del que os hablé antes para preparar la piel y quitar el color de la aplicación anterior. Si es necesario hay que hidratar las zonas como codos, rodillas y dejarlos a secar.


Después de agitar el bote, presiono dos veces. La cantidad que sale, en principio, es suficiente para toda una pierna. Para repasar, presiono una vez mas y termino la aplicación. Luego espero a que se seque  (se seca rápido) y no me siento en ningún sitio mientras tanto, puesto que podría manchar o podrían aparecer diferencias de tonos. El tono real se observa después de 4-6 horas (hay que evitar el sudor o contacto con agua). Luego se limpia el exceso de color con agua templada evitando el uso de jabón o gel de ducha. Es muy importante que sea agua templada puesto que el agua caliente resultaría "excesiva". En cada ducha, ya sea con agua fría o templada, se va un poco de producto pero uniformemente.

Os recomiendo que, a la hora de secaros, lo hagáis dando toquecitos en vez de arrastrar. Así el tono os durará más. Tampoco os exfoliéis mientras tengais el color, salvo lo os queráis quitar.

Empiezo la aplicación en la altura de los tobillos subiendo hacía arriba, doblando las rodillas para que no se quede acumulado.  Cuando lo termino, para aplicar en los pies, utilizo lo que queda en el guante. Así consigo un bronceado más uniforme. Al ser espuma, se extiende perfectamente. Hace años, probé el formato de spray de L'oreal (creo recordar) y definitivamente, el formato mousse es más cómodo :)



♥ Tips ♥ 


- Os recomiendo utilizar siempre un aplicador como el de la marca. Llega hasta las zonas difíciles de aplicar, por ejemplo en las curvas, y extiende el producto de modo más homogéneo. Creedme, lo agradeceréis ;))

- Si no os importa que manche un poco, podéis aplicarlo antes de dormir (estando seco) y por la mañana, lavar el exceso. Yo lo aplico así y no he tenido ningún problema.

- Para que no se asiente el producto en las raíces de los pelitos, sería conveniente depilarse las piernas antes de la aplicación. En caso de utilizar cera, igual sería mejor cuando desaparezcan las rojeces.


Ventajas:

  • Se aplica uniformemente y se desvanece de la misma manera. No deja zonas coloreadas rebeldes. Me ha aguantado más o menos tres días. Incluso con duchas con agua caliente, no desapareció del todo. 

  • No tiene tono anaranjado. Aporta un tono marrón dorado. En este aspecto es un poco diferente al tono que tengo a la hora de broncear porque siempre tengo un toque "verdoso". Pero es una diferencia muy ligera.

  • El precio es muy asequible, me costó 9 euros y pico por 200ml de producto.

  • No tiene olor raro, como el típico olor a henna que se puede observar en este tipo de productos. No molesta absolutamente nada.

  • Después de lavar el exceso de producto, no mancha. Pero si no se lava, entonces sí que mancha. Lo suyo es quitar el exceso de producto :)

  • Se puede volver a aplicar hasta que se consigue el bronceado deseado.

  • La botella cunde mucho.

  • Los resultados son totalmente reversibles. Si no os gusta el tono, podéis limpiarlo hasta que se vaya el color.

  • Podéis ver perfectamente por donde habéis pasado el aplicador porque aporta un "tono" al instante y ayuda a que se extienda más uniformemente.

  • No he observado zonas secas y no causó alergia. El sudor, en mi caso, tampoco lo afectó. 

Desventajas:

La verdad es que las desventajas son tan pocas que se pueden obviar salvo una con la que hay que tener especial cuidado. Las que fui observando son:
  • Después de la aplicación, las zonas aplicadas resultan un poco pegajosas pero nada para alarmarse. Conforme va secándose, desaparece.

  • Para mi, la gran desventaja es el dosificador. Después de cada aplicación por mucho que lo deje limpio, siempre se sale algo de producto y se acumula en el cierre de la tapa. A la hora de agitar, también hay que tener cuidado. Eso lo hace menos travel-friendly. Pero si mantenéis el bote recto, no creo que haya problema.
Lo compré para aplicar solo en las piernas puesto que llevo faldas y vestidos muchas veces (según lo que leí en otras páginas, este bote daba suficiente producto para 4-5 aplicaciones enteras de cuerpo). No lo probé en el rostro pero por lo que leí, se asienta en los poros y las marcas de acné, oscureciendo el tono que tienen. De hecho, no utilizaría bronceadores en el rostro. Solo en el cuerpo es suficiente para mi. Desde luego, después de tantos años, me ha encantado este auto bronceador y el tono dorado que aporta ♥♥♥

Disponible en dos tonos: Medium y Dark. Lo podéis encontrar en Siscopel y Perfumerías Primor y en algunas páginas online, también.

¿Soléis utilizar auto bronceadores? ¿Habéis probado St. Moriz Self Tanning Mousse? ¿Cuál es vuestro favorito? :D

Si lo habéis utilizado y queréis añadir más información, lo podéis poner en los comentarios, así podemos aprovechar todas :D

4 comentarios

  1. Me da mucha curiosidad, todo el mundo tiene buenas opinones. saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, en Makeupalley tiene bastantes fans :D
      Saludos.

      Eliminar
  2. Hola guapa,
    He escuchado hablar muy bien sobre él, y otras marcas, pero no me acabo de convencer, me da miedo quedarme amarilla...

    ¡Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también tenía la misma duda pero leí mucho sobre el producto y es una pesadilla si no consigues el tono que quieres. Pero, el menos en mi caso, no me dejó amarilla ni naranja. Y por el precio que tiene, estoy muy contenta de no haber comprado St. Tropez porque parece que se parecen mucho.
      Un besito :)

      Eliminar

Agradezco mucho tus comentarios, pero, por favor, no dejes links a tu espacio/blog/página. Gracias!